jueves, 20 de febrero de 2014

COMO CONVERTIRTE EN SEGUIDOR DE MI BLOG

    
Aqui te enseñare de una manera rapida y sencilla como convertirte en seguidor de mi blog.

1.- En primer lugar deberás tener una cuenta de Google (gmail), Yahoo o Twitter

2.- Una vez que entres en mi blog (http://gris-sehlita.blogspot.com), deberás acceder al recuadro que he colocado abajo y el cual se encuentra en la parte derecha del blog.



3.- Luego te saldrá este cuadro. Clickea, dependiendo de tu cuenta.


4.-  Coloca tu contraseña y luego haces click.




5.- Sigues las instrucciones abajo señalada.



6.- Gracias, ya eres seguidor@ de mi blog.



Grisseld Lecuna Garcia/Bavaresco

http://decorecetas.blogspot.com/p/como-hacerse-seguidor-de-un-blog.html



UNA TRISTE TONADA



lunes, 17 de febrero de 2014

OSCAR WILDE Y SUS DESENFRENADOS AMORIOS.

Y esta historia comienza con el Márquez de Quensberry quien tenía un hijo llamado Alfred. Para desgracia del Márquez, el muchacho era un mal estudiante y había abandonado uno de los mejores colegios ingleses sin graduarse. Pero no era todo: tampoco le gustaba el boxeo ni los deportes.

Sir Alfred Douglas
 Más bien, le agradaba la poesía y escribir versos. Sobre todo, divertirse en costosas fiestas privadas a la que asistía un selecto grupo afecto al sexo y al opio. Claro esta en estas cosas provocaban desencanto en el Márquez. Pero, lo que podía afectarlo era lo mismo que afectaría a cualquier padre normal: la homosexualidad de su hijo. Nada tan espantoso como un hijo anormal. De modo que lo anormal debió ser escondido, como lo haría cualquier persona normal. Si no se ve, no existe.

El Márquez decidió llevar a su hijo por el camino correcto, dejó de darle dinero. No era tonto. Nada más grave para un aristócrata mantenido que quedarse sin dinero. ¿Con qué pagaría sus trajes hechos a medida y sus cenas en restaurantes costosos?

Alfred tenía suerte. En un mundo de injustas desigualdades, a él la había tocado pertenecer a la clase más alta, es decir, a la construida por los que viven a expensas del resto. No era todo. Al encontrarse sin dinero. El destino lo puso enfrente de Oscar Wilde.
                     
Oscar Wilde
Cuando esto ocurrió, ninguno de los dos lo sabía pero se habían sentado en un sube y baja. En un extremo, Alfred iría hacia arriba. En el otro, Oscar bajaría de traste sobre el arenero.

Oscar era hijo de intelectuales y se había educado en Oxford. Su talento literario era tanto como sus ansias de notoriedad y de ser centro de atención en donde se encontraba. Su capacidad artística le permitía escribir obras de teatro como “La importancia de llamarse Ernesto”, una novela “El retrato de Dorian Grey”, poemas y relatos profundos y bellos como "El Príncipe Feliz” o “El Ruiseñor y la Rosa. Esteticista, ingenioso, conversador, irónico y sutil, padecía del mal de muchos: ser homosexual y esconderlo.

Florence Balcombe
Apenas había terminado sus estudios, mostró a su familia una novia, Florence Balcombe, que era una de las irlandesas mas bellas de su tiempo. Florence era hija de un militar y acostumbrada a estar con hombres duros, se alejó rápidamente de Oscar y se casó con Brad Stoker, el autor de “Drácula”. Oscar se mostró muy ofendido por el abandono y mostrándose desdichado, juró no regresar a Irlanda. 

Constance Lloyd
Esto le permitió viajar bastante y conseguir otra mujer para casarse. La elegida fue Constance Lloyd, hija de un consejero de la reina. Constance era una buena chica y se sentía feliz de cuidar de su casa, de su marido y los dos hijos que tuvo con él (Cyril y Vyvyane). Claro, ignoraba que se había casado con un homosexual.

Todo funcionaba bien en la vida de Oscar. Su esposa, Constance, lo quería y admiraba y entendía que era un tanto excéntrico y de carácter histriónico. Para nada se le ocurría suponer que su marido tenía una doble vida: en una, fingía ser heterosexual; en la otra, adecuadamente encubierta, actuaba como homosexual.

Constante en el medio de esta actuación, al fin pareció advertir las verdaderas preferencias de Oscar. Sobre todo, cuando su esposo comenzó  a frecuentar al critico de arte Robert Ross. Ambos se veían con frecuencia y era razonable que así fuera: eran amantes. Ross estaba enamorado de Oscar y llegaría a aceptar lo que fuera por permanecer cerca. Constance quedo relegada y ya no tuvo ninguna vinculación sexual con su esposo. Era el momento adecuado para la aparición de Lord Alfred Douglas.

Oscar encontró en Alfred, “Bossie”, como le gustaba llamarlo, al amante ideal. Alfred era aristócrata de apenas veintiún años, con buen gusto, deseoso de encontrar un mecenas y dispuesto a divertirse y divertir a Oscar. 

Oscar y Alfred "Bossie"
Juntos tuvieron múltiples momentos de alegrías compartiendo a adolescentes conseguidos en las calles por un poco de dinero. Es cierto que alguno de ellos provocó cierto malestar en Oscar cuando lo chantajeó amenazándolo con revelar sus alegres prácticas homosexuales. Fuera de eso, la pareja funcionaba muy bien. Hasta la desafortunada aparición del Márquez de Quensberry, dispuesto a arruinar todo. El Márquez que había seguido las andanzas de su hijo, tuvo una idea: dejó su tarjeta personal en el club al que asistía diariamente Wilde. La tarjeta decía: “Para Oscar Wilde, que presume de sodomía”. Oscar se sintió muy ofendido y decidió hacerle un juicio al Márquez por calumnias e injurias. La policía se llevó preso al Márquez, que no tuvo otro camino que contratar a detectives para que lograran pruebas de la homosexualidad de Wilde. Por supuesto no fue difícil obtener las pruebas. Y así comenzó la ruina del celebre Oscar Wilde.

El juicio por difamación fue seguido por todo el mundo. El periodismo y la gente atiborraban los pasillos del tribunal. El jefe de abogados del Márquez, Edgard Carson, lo destrozó. Después de hacerlo pedazos en el banquillo, anunció que llamaría a varios testigos que afirmarían haber tenido relaciones con Wilde. Por consejo de su abogado, Wilde dejo caer la acusación y retiró los cargos contra el Márquez. A partir de ese momento, se inicia su verdadero calvario.

Los ingleses crearon una ley para castigar a los homosexuales. En 1534, durante el gobierno de Enrique VIII se promulgó la ley de sodomía. En 1563, se hizo mas precisa; el que practicara la homosexualidad seria ahorcado.  Esta ley se mantuvo vigente por casi tres siglos, hasta 1836. En el año de 1861, a los ingleses les pareció muy exagerado ya que entre los años de 1830 al 1836 habían ahorcado a 58 homosexuales. Fue considerado delito y las condenas eran variables: podían ir desde meses de prisión a la cadena perpetua. La Ley contra los homosexuales en Gran Bretaña fue derogada en 1967. Una lastima para Wilde, pues los hechos que protagonizaba sucedían en 1895 y fue a la cárcel por el delito de ser homosexual.

Cyril y Vyvyan, los hijos de Oscar
Constante se separó, cambió el apellido de su hijos (Holland) e impidió que Oscar los volviera a ver. Una vez en prisión, le impidieron  tener papel y pluma durante bastante tiempo. Enfermo y paso dos meses en enfermería. Con un poco de ayuda pudo obtener los recursos para escribir y alimentarse un poco mejor. Pero su salud estaba deteriorada y su espíritu quebrado. Desde mayo de 1895 hasta Noviembre de 1897, Wilde estuvo en la prisión de Reading, cerca de Londres.

Al salir no fue el mismo. Lo esperaba su amigo Robert Ross, con el que estuvo un tiempo en una localidad de Normandía, en Francia. No tenía un centavo y apenas tuvo voluntad para escribir “Balada de la cárcel de Reading”, que nada tiene que ver con él, excepto por el verso: “cada hombre mata lo que ama”. 

Oscar Wilde
Alfred Douglas fue a buscarlo. Vivieron juntos en Nápoles. Constante se enteró y dejó de  mandarle dinero con el que le ayudaba a Oscar. La familia de Douglas le hizo saber que, de continuar con la relación, no recibiría más dinero y sería desheredado. Al fin la pareja termino por distanciarse definitivamente.

Wilde se quedó solo en la pobreza. Vivió en una pieza de un hotel de tercera clase en París (D´Alsace, Habitación 16).   En 1900, a los cuarenta y seis años, murió. Dijeron que por meningitis.


Dos años más tarde, el homosexual Alfred Douglas se casaba con Olive Eleanor Custance, una chica que escribía versos mediocres pero que era muy adinerada.

Olive Eleanor Custance
Olive Eleanor era bisexual. En 1901 mantuvo un romance con la escritora Natalie Clifford Barney en Paris.

Olive huiría con Alfred y se casarían sin el consentimiento de su Padre. Tuvieron un hijo, Raymond Wilfred Sholto Douglas, durante un tiempo sirvió en el ejercito, pero estuvo internado en instituciones de salud mental durante largos periodos de tiempoSu matrimonio fue un grandísimo fracaso, hubo muchas separaciones, pero nunca se divorciaron. 

Con esta boda se ponía así todo lo sucedido con Wilde, bajo la alfombra; de esta manera la moral británica quedaba satisfecha.

.- Grisseld Lecuna García/Bavaresco

.- Historia de amores =Juan Carlos Boveri 
.- Oscar Wilde un gran hombre = Antonio Nascimento Thomas 
.- Wikipedia.com


martes, 11 de febrero de 2014

LA VIDA TRISTE DE FRIDA......... Y SU DIEGO.


En 1913, una niña de seis años sufre un ataque de poliomielitis. No es más que el comienzo de una larga lista de desgracias que tendrá que vivir. Queda con una pierna más delgada que la otra y, ya en la adolescencia, se inscribe en la Escuela Nacional Preparatoria de la Ciudad de México, la más prestigiosa del país. Es el año 1922.

Pronto se hace famosa en la escuela. No por sus dotes de estudiante sino por su rebeldía y por ser la jefa de un grupo de alumnos díscolos que todo el tiempo toma a los profesores como centro de bromas.

Unos años después, en 1925, cuando ya ha estudiado técnica de grabado porque le atraen las artes plásticas, sufre un accidente con el tranvía. Se le rompe la columna vertebral; varias costillas, el cuello, la pelvis y un pie se quiebran. A partir de entonces, su vida queda ligada a la enfermedad. Para que pueda sostenerse en pie, en los próximos años y hasta el último de sus días, será operada más de treinta y cinco veces.

Diego Rivera
Pero es una muchacha de carácter enérgico. No se deja vencer muy fácil. En la cama, casi sin poder moverse, se dedica a pintar. Con los años, llegará a ser una pintora famosa en todo el mundo y su vida se convertirá, casi, en una leyenda.  Ella es Frida Kahlo.

Mientras a Frida le pasan estas cosas, un pintor llamado Diego Rivera recorre el mundo aprendiendo pintura y conociendo a gente como Picasso o Valle Inclán. Como es muy enamoradizo, en París se casa con una pintora rusa talentosa, Angelina Petrovna Belovna, que obtendrá fama con el seudónimo Angelina Beloff. Diego tiene un hijo con ella.

Diego Rivera y Angelina Beloff, su primera esposa
 Le ponen su mismo nombre. Pero, también él, pasa sus malos momentos: el niño muere al año de nacer. 

Rivera no es la clase de hombres que se caracterizan por ser fieles. Estando casado, mantiene relaciones con otra pintora rusa muy destacada, Marevna Vorobe-Stebelska y tiene una hija con ella. Marevna es una mujer adelantada a su tiempo, independiente y acostumbrada a hacer lo que se le dé la gana. 

Rivera con su hijo Diego Rivera Beloff, al poco tiempo fallece.
Al terminar su romance con Rivera, no dejará de repetir el resto de su vida que él ha sido el gran amor de su vida.

Después de acabar con sus apasionados romances europeos, Diego regresa a México. En 1922 lo contratan para pintar el que será su primer mural en la Escuela Nacional Preparatoria. Justamente, la escuela donde estudia Frida.

Rivera tiene 36 años y Frida 15. No es mucho lo que pasa entre ellos. 

Apenas algunas conversaciones mientras él pinta. Hacia fines de ese año, Diego se casa por segunda vez. Ahora, la esposa es Guadalupe Marín, una indígena de largos cabellos negros y enormes ojos oscuros, a la que llaman "La Gata Marin". Tiene dos hijos con Guadalupe, pero no dura mucho con ella.

Diego se reencuentra con Frida, que ya está un poco más crecida. Los dos son comunistas y militantes activos en el partido. Como Diego es muy creyente en el matrimonio, después de su separación, se casa con Frida en 1928.

Frida con Chavela Vargas (una de sus amores)
El matrimonio tiene bastantes altibajos. Frida no puede tener hijos por sus problemas de salud y las operaciones que ha tenido. Diego siempre ha sido un hombre de andar detrás de las mujeres. Así que tiene unos cuantos amoríos, incluida la hermana de Frida. Por supuesto, Frida no los ignora. Algunas veces, se enoja y, en otras, es tan infiel como él.

Ella es muy amplia: tiene relaciones sexuales tanto con hombres como con mujeres. El matrimonio, llamado "el de un elefante con una paloma" por el voluminoso cuerpo de Rivera y la pequeñez de Frida, fue exitoso en el arte y, seguramente, algunos días, en otros asuntos más íntimos.

Diego ya se había hecho muy famoso en todas partes, muy especial en Estados Unidos. En este país, Rivera muestra algunas contradicciones: es comunista militante, combate al capitalismo pero es amigo de magnates y de artistas de Hollywood, con los que comparte fiestas muy divertidas y con los que gana dinero haciendo obras a pedido.

Frida, entre tanto, es considerada como una pintora surrealista. Sobre esa clasificación, tan propia de los hombres que necesitan tener cada tarro con su rótulo, ella les responde: "Me consideran surrealista y jamás pinto mis sueños. Solamente pinto mi vida". 


Aceptando los consejos de su marido pasa el tiempo vestida como él quiere: de mexicana típica y sin depilarse las cejas ni las axilas. 

Rivera sabía hacer publicidad con sus productos: los vestidos largos y coloridos, los collares y las cejas cejijuntas forman parte de la imagen característica de Frida. 

Claro, a ella le gustaba vestirse a la europea pero, igual que la mayoría de las mujeres, por más Frida Kahlo que se sea, renuncia a lo que prefiere para darle el gusto al marido.León Trotsky era uno de los principales hombres de la revolución rusa de 1917. 

Trosky,  Rivera,  Natalia,  Breton,  y Frida
Él y Lenin fueron los teóricos y organizadores del plan que llevó a los comunistas al poder. Hasta la muerte de Lenin, todo fue bien para Trotsky y, sin dudas, tenía los méritos para sucederlo. Pero Stalin no pensaba igual. Se opuso a él y terminó encerrándolo en una prisión y, luego, echándolo de Rusia. 

Trotsky recorrió unos cuantos países hasta que llegó México, en 1937. Lo acompañaba su esposa, Natalia Sedova. Ella era una revolucionaria completa y formaba con León una pareja inseparable. Un modelo de matrimonio para todos los comunistas. 

El matrimonio se hospedó en la casa de Rivera y Frida, "Casa Azul", en Coyoacán. Trotsky tenía cerca de sesenta años y Frida unos treinta. 

Rivera viajaba mucho y Natalia confiaba en su esposo. No había nada que se opusiera al romance. Una mujer comunista no podía desaprovechar la oportunidad de acostarse con alguien así. Y para un hombre siempre es atractivo acostarse con una mujer más joven. 

Frida y Trosky
Aún mejor si es una pintora famosa. Más todavía, si se piensa que en la misma casa anda la propia esposa. 

Claro, está el detalle de que Trotsky era un refugiado político y que Rivera le había abierto la puerta de su casa dándole albergue. Pero el sexo no se fija en estas cuestiones y la moral que se pregona suele meterse en un cajón segùn sea la ocasión. El final fue que León y Frida se dieron el gusto. 

Él regreso a su matrimonio ideal con Natalia Sedova; se fue a vivir a unas cuadras, en otra casa de Coyoacán; resistió un atentado a balazos encabezado por el pintor David Siqueiros; hasta que, en una trama mucho más elaborada; Ramón Mercader le partió la cabeza con un pico.

Trotsky fue asesinado en 1940. El año antes, Frida se había divorciado de Rivera. 

Cuando Trotsky murió, la metieron presa. Fue acusada de asesinato. Rivera también fue detenido. No habían sido los culpables ni cómplices, como sí lo habían sido muchas de sus amistades y celebridades mexicanas. 

A pesar de las acusaciones policiales y el mal momento, todo eso fue bueno para la pareja de Diego y Frida. 

Como si nada se interpusiera ya entre ellos, volvieron a casarse. 
Los dos siguieron con su matrimonio sin cambiar demasiado sus estilos de vida. Cada día se hacían más famosos mientras la salud de Frida desmejoraba sin pausas. 

Para los comienzos de los años 50, los problemas de Frida comenzaban a ser bastante graves. En todos los comienzos de su vida, desde su parálisis infantil y el accidente de tranvía, había entrado y salido de los hospitales.Había tenido suficiente temple para soportar todo. Pero, tarde o temprano se llega al límite. en 1953, Frida está en el hospital. 

Una pierna sufre de gangrena. Le cortan la pierna. Después Frida ya no seria la misma. Por primera vez, en público, se la ve deprimida. Rivera se mantiene en todo momento a su lado, por lo menos, en todos los momentos en los que puede. hospital. La lleva a "Casa Azul", y la ve dedicándose a escribir poemas. Ella no  tiene ganas de hacer otra cosa. 

Para esos días, Rivera en una conversación privada, le dice a una vieja amiga: "La veo sufrir tanto que, a veces, pienso en matarla para acabar con ese sufrimiento". Escribiendo poemas sobre el dolor y el remordimiento, Frida parece saber su final. Escribe "Espero alegre la salida y espero no volver jamás".

Diego Rivera y su ultima esposa Emma Hurtado
No era la clase de mujer que hubiera vacilado en suicidarse. 

En esos días, lo intentó un par de veces. Quizás, logró hacerlo, o no. A lo mejor, todo fue natural y el mismo destino que decidió para ella una vida de sufrimiento decidió acabar con eso. 

Frida murió en julio de 1954. No se hizo ninguna autopsia y su cuerpo fue rápidamente incinerado.Diego Rivera, al año siguiente, se casó con Emma Hurtado.  No duró mucho el matrimonio. Rivera murió en 1957.

Grisseld Lecuna Garcia/Bavaresco


http://www.juancarlosboverihistorias.com/search/label/diego%20rivera%20y%20frida%20kahlo     

www.wikipedia.com




















martes, 4 de febrero de 2014

UNA INTERESANTE HISTORIA QUE MUY POCOS CONOCEMOS DEL GRAN MARISCAL DE AYACUCHO

    
Este pasado 03 de Febrero se conmemoró 219 años del natalicio de uno de los más leales y brillantes hombres de la independencia de Venezuela, Antonio José de Sucre y Alcalá. En su honor, dedico esta entrada a una parte íntima de su historia, esa que no muchos conocemos y que hoy con solemne orgullo les cuento....

LA MEDIA-HERMANA Y EL CUÑADO

 DEL MARISCAL SUCRE .

El Coronel Don Vicente de Sucre y García de Urbaneja, nacido en Cumana el 23 de Julio de 1761, se casa en primeras nupcias con Doña María Manuela de Alcalá Sánchez y Vallenilla, un Diciembre de 1782. De este matrimonio nacieron: José María, José Gerónino, José Vicente, Pedro José, Antonio José, Francisco José, Maria Magdalena (la primera), Maria Aguasanta y María Josefa.

Antonio Jose de Sucre y Alcalá
Gran Mariscal de Ayacucho

Enviuda, se casa nuevamente y lo hace con una prima hermana de su primera esposa, Doña Narcisa Márquez de Valenzuela y Alcalá en el año de 1803 y de cuyo matrimonio nacieron: Carlos, Vicente, Ana María, Josefa Margarita, José Manuel, Juan Manuel, María Manuela, María Magdalena (la segunda), y María del Rosario.

Como se puede observar, la descendencia del Coronel Don Vicente fue numerosa. 
De los nueve hermanos del primer matrimonio, siete murieron trágicamente en aras de la Independencia, y a esos siete hay que sumarles los ocho hijos de Maria Aguasanta.......Realmente digno de las más notables tragedias clásicas.  

José María, muerto en 1855, a los sesenta y ocho años. María Aguasanta, murió a los treinta y tres años en un naufragio cuando viajaba de La Habana a Saint Thomas junto con sus ocho hijos, en 1821. María Josefa, muerta con su hermana y sus sobrinos. Maria Magdalena (la primera), asesinada y posiblemente violada por las huestes de Boves que asaltaron su casa en 1814. José Gerónimo, prócer de la Independencia (Coronel), muerto a edad avanzada y con mucha descendencia. Jose Vicente, también asesinado por los bárbaros de Boves en 1814, a los veintitrés años de edad. Pedro, valiente y exitoso militar independentista, fusilado cuando apenas tenía veintiún años, por Boves en 1814, después de la batalla de La Puerta. 

Antonio José, el Gran Mariscal de Ayacucho, asesinado en los bosques de Berruecos, Colombia, en 1830, a los treinta y cinco años; y Francisco, fusilado a los dieciocho años, después de la batalla de Cariaco.  En cuanto a los hermanos del segundo matrimonio, Carlos, VicenteMaria Magdalena (la segunda) y Ana Maria morirían a muy temprana edad. 

Tumba de Josefa Sucre de Lecuna,
hermana del Gran Mariscal de
Ayacucho
Josefa Margarita Sucre y Márquez, la medio hermana del Mariscal (del segundo matrimonio del padre), nace en el año de 1804 en la Ciudad de Cumana. Alli transcurre su vida y se casa en el año de 1822 con José Vicente Lecuna Parraga, prócer de la independencia de Venezuela, comisario del Ejercito Libertador y Tesorero de la Nación. Procrean cinco hijos; Margarita, Luz, Ramón, Narcisa y Maria Antonia Lecuna Sucre. 

El cuñado del Mariscal, era hijo de José Antonio Lecuna y Maria Antonia Párraga Hidalgo, fue Funcionario civil de Hacienda y Relaciones Exteriores. Secretario de Hacienda y Congresista. 

Sus hermanos Fernando y Jose Antonio Lecuna Parraga murieron por la independencia de Venezuela; ambos estuvieron en el primer sitio de Puerto Cabello y en las batallas de Bárbula, Trincheras, Barquisimeto y Araure, acciones todas éstas dadas en 1813.   

Fernando, muere en la primera batalla de San Mateo, el 28 de Febrero de 1814. José Antonioasistió a todas las acciones de guerra hasta 1818. Herido en las batallas de La Hogaza el 02 de Diciembre de 1812 y en la de Semén, el 16 de Marzo de 1818, fue tomado prisionero en la segunda y fusilado en Ortiz. 

En 1813, José Vicente abrazó la causa de la revolución emancipadora de Venezuela como empleado en la Dirección de Rentas y comisario del Ejército Libertador. Participó en la Emigración a Oriente (julio 1814) y desde Carúpano emigró a Cartagena y de allí a Bogotá; pasó luego al Apure y en 1817  a Guayana.

El 20 de septiembre de ese año era empleado en el Estado Mayor General del Ejército en Angostura cuando se le transfirió a la Intendencia donde, el 30 del mismo mes, recibió el nombramiento de Ministro de las Cajas Nacionales de Angostura. El 18 de Octubre de dicho año fue nombrado tesorero de las Cajas de la provincia de Guayana. 

Ramón Lecuna Sucre (1823)
En 1821, después de la batalla de Carabobo (24 junio), quedó en Valencia en calidad de Comisario General del Ejército. 

Después de la Toma de Puerto Cabello en Noviembre de 1823, José Vicente, pasó a Caracas y, sucesivamente, cumplió funciones en los departamentos de Venezuela y Orinoco. 

Ejerció la Secretaría de Hacienda durante la presidencia de José Tadeo Monagas (1847-1851). En 1851, después del ascenso a la presidencia de la República de José Gregorio Monagas, fue acusado ante el Senado, como una reacción política, y sometido a juicio, junto con Francisco Mejía, ex secretario de Guerra y Marina. La razón de dicho juicio: la compra del vapor Libertador durante su gestión en la cartera de Hacienda. 

Demostrada su inocencia, se produjo en 1852 el fallo absolutorio de los 2 ex funcionarios. En 1862 Lecuna regresaba a la presidencia del Tribunal de Cuentas. 

Su hijo Ramón, se casaría con  Carmen Salboch Escobar, y procrearían cuatro hijos; Carmen, Valentina, Maria y Vicente (1870),  pasarían su primera infancia en Cuba, junto con sus padres por motivos políticos y regresarían a Venezuela en 1877

Monumento de Vicente Lecuna Salboch en
Guayaquil, Ecuador.
Vicente Lecuna Salboch fue Ingeniero, (trabajó en la construcción del Ferrocarril Central, entre Caracas y los Valles de Tuy, y en el Gran Ferrocarril Alemán, de Caracas a Puerto Cabello)

Participó en el movimiento armado conocido como Revolución de Queipa (1898), acaudillado por el general José Manuel “Mocho” Hernández, que terminó en fracaso y le costó la vida a Joaquín Crespo. 

Fue Banquero, educador e historiador venezolano, más tarde seria restaurador, organizador y conservador del Archivo de Simón Bolívar. Fue el reconstructor de su Casa Natal y editor de la documentación del Libertador.

Vicente Lecuna Salboch, sabia que el propio Simón Bolívar estaba emparentado en diversos grados de consanguinidad con los Sucre, es por ello que el Libertador y su Tio-Abuelo, el Gran Mariscal de Ayacucho, estaban unidos no solo por la gloria sino por el linaje. 

Grisseld Lecuna García-Bavaresco 


*- Ancestry.com
*- Josefa Margarita Sucre y Marquez/Facebook
*- Wikipedia.org/wiki/vicente_lecuna
*- Bolivar y Sucre Unidos por el linaje y por la gloria = Luis Alberto Sucre. Tipografia Americana, Caracas, Venezuela, 1924
*- http://www.sologenealogia.com/
*- http://ilustres.com.ve/category/vicente-lecuna-salboch/


lunes, 3 de febrero de 2014

EL CORAZÓN DE UNA MADRE, UNA HISTORIA PARA PENSAR.


 Cuando estuve en el colegio de monjas, desde el primero hasta el sexto grado de primaria, del cual tengo muchos lindos recuerdos y algunos no tan lindos, pero igualmente están en mi mente; no solo rezábamos o leíamos los evangelios o alguna parábola, también nos divertíamos y aprendíamos otras cosas.

Recuerdo un comentario acerca de una madre y su hijo que nos platico la hermana Micaela (adoraba a esa monja). Lo recuerdo tan bien, que hasta hoy en día la visualizo contándonoslo. 

La cuestión es que no se si fue cierta o solo fue una lección para que apreciáramos mas a nuestras madres y que anduviéramos con pie firme con algún enamorado que estuviera pidiéndonos alguna prueba de amor.

Hoy me atreví hacer una historia basada en aquel comentario que relató la Hermana Micaela….!!

Y comienza asi:

Es la historia de un chico cualquiera, que creció con la ayuda de su madre, quien quedo viuda con la criatura de apenas días de nacida. Esta mujer limpió casas, lavó ropa, vendió comida, y todo para poder darle una buena educación a su único y adorado hijo.

Ella no se volvió a casar pues su hijo ocupaba todo su tiempo y su corazón, que decía que no era suyo, sino de él.

El amor era mutuo, bueno se creía que era así. Al tiempo se graduó, enseguida consiguió empleo, fue adquiriendo una excelente fama como profesional, y la madre siempre a su lado. 

No había un sitio donde ella no estuviera con él, celebraban juntos cada éxito, cada logro adquirido, pues eran de los dos.

Un día de primavera, conoció el amor, una chica hermosa. Era exacta para el, dulce, simpática, profesional. 

Al inicio fue todo muy bonito; él, ella y la madre de él.

Hasta que un día la chica estalló, pues ya estaba incomoda y fastidiada de tener a la “simplona” de la suegra metiéndose en cosas que no le correspondían. A veces le daba pena presentárselas a sus amigos o algún familiar. Simplemente no la quería, la odiaba, ella no estaba dispuesta a compartir a su novio con nadie y menos con su suegra.

-“No quiero que tu madre nos acompañe mas a ningún lado” - le dijo ella con mucho carácter. Y ahora por culpa de la madre (según ella), todo el noviazgo se había convertido en un desastre. 

Ella siempre terminaba con él por culpa de su madre, pero era tanto el amor que él le tenía, que insistía, le llevaba serenatas, un regalo, flores, hasta que ella accedía nuevamente.

-“Creo que ya no me quieres como antes!!!!!!! Es mas, creo que amas mas a tu mamá que a mi” - le grito un día.

Era tanto el amor que esa mujer inspiraba en ese chico, que se le hincaba y juraba por los miles de santos que conocía, (aquellos que su madre le había enseñado un dia), que no era verdad, que el la amaba mas que a su madre.

Pero para la chica eso no era suficiente y le dijo que le diera una prueba de amor, de eso dependería muchas cosas, como por ejemplo; su futuro matrimonio.

Y el accedió a darle cualquier prueba de amor que ella le pidiese. Y en tono simpático, cual príncipe medieval,  le pregunto: ¿Y cual es la prueba de amor, hermosa doncella novia mía?

A lo que ella le contestó: ¡Quiero que me traigas el corazón de tu madre…!!.

Que???, no puedo eso sería matarla y yo no le haría eso a mi madre jamás!!!!!. “Pues entonces vete y no vuelvas más” - Replico ella abriendo la puerta de su departamento, aquel que él le había regalado (y puesto a su nombre) donde vivían su tórrido y hermoso amor desde hacia varios meses, donde en cada parte había cientos de besos, miles de caricias, millones de "te quiero" y que hoy de un solo golpe, eso quedaría en cero.

El chico estuvo vagando y vagando por varias noches, todo desesperado, pues como le iba a hacer eso a su madre, pero….. ¿Como podía vivir sin su novia?.

Cuando la llamaba, ella solo le preguntaba: ¿Ya tienes el corazón de tu madre en las manos? Y si el le decía que no, ella le colgaba.

Un día llego a casa de su madre, la cual estaba desesperada y preocupada pues hacia varios días que no sabia de él. Estaba desaliñado, con la mirada perdida, pudo notar que no se estaba alimentando bien. Ella lo abrazo, le ofreció comida, le hizo cariño, le saco una ropa que a él se le había quedado en el closet cuando se fue a vivir con su novia. Luego de un baño, comida y cambio de ropa, reposo junto a su madre que estaba feliz de verlo, y se quedó dormido en su regazo mientras veían juntos la televisión.

Al despertar, él veía ya todo más claro, amaba a su madre tanto como ella a él. – “Es la única que no me pide, ni me ha pedido nada a cambio”- pensó.

Ya, decidido a hablar con su ex y decirle que no seguiría esta relación, le dio un beso a su madre que lo bendijo y se monto en su carro, pero antes la llamó para decirle que iba para allá a buscar sus cosas pues ya no quería saber mas nada de ella.

Dicen que las mujeres tenemos un embrujo que si bien lo sabemos utilizar tendremos todo a nuestros pies, y sobre todo, funciona con los hombres. Esta chica tenía un master en eso.

No se supo que paso, que hablaron, que se dijeron, lo que si es cierto fue que el hijo regreso a la casa de su madre, todo desesperado entró a la cocina busco un cuchillo y le saco el corazón a su madre.

Y una vez con el corazón en la mano salio corriendo para la casa de su novia, estaba fuera de si, quería enseñárselo y estar para siempre a su lado.

En ese trayecto, por la rapidez de llegar, él se tropieza con una piedra y cae al igual que el corazón.

Y fíjense que el verdadero amor de una madre es tan único e incondicional, que cuando el chico reacciona y trata de incorporarse;  el corazón de la madre, no importando lo que le hizo el hijo ni el golpe que sufrió al caer, y angustiada le pregunto: ¿Te hiciste daño, hijo mió?



*-   Grísseld Lecuna García-Bavaresco

*-     Inspirado en el comentario de la Hermana Micaela.

*- Especiales gracias a Gilberto Barrera, Mariano García, Marianela García, Elaiza Villanueva, Marlene Arocha y Penelope Molina, por su asesoría en la elección del titulo de esta historia.



http://www.autoreseditores.com/libro/3712/grisseld-lecuna-garcia/la-fantasia-escrita-en-unos-cuantos-cuentos.html