lunes, 24 de julio de 2017

HOY JOVEN, MAÑANA CASI ANCIANA

Existe una película llamada “Si tuviera 30″ (13 going 30) donde una chica de 13 años tiene el deseo de convertirse en una mujer de 30 años. Su vida cambia cuando su deseo se convierte en realidad al día siguiente.
¿Podrías imaginar que hoy eres una chica rebosante de juventud y después de unos días tuvieras 50 años encima? Tal vez creas que sólo pasa en las películas, pero un caso así ya se dio en la vida real. No sé qué de cierto tenga esta historia, pues a veces soy un poquito incrédula, por ello quise cerciorarme entrando en la red, buscando la información al respecto, y pude leer 11 veces la misma historia en distintos blogs, páginas de información y otras de suspenso; por lo que me atreví a contárselas a Ustedes, sea cierto o no, pues el asunto es interesante.
Nguyen Thi Phuong, una chica de Vietnam, dejó a toda la comunidad médica sorprendida después de que un día tuviera un aspecto de una chica de 26 años, y días después despertara con 50 años más.
Nguyen pasó de la felicidad a la depresión al cabo de unos días. Ella, al igual que muchos, no podía creer lo que había pasado. Pero, ¿qué fue lo que sucedió? Esta mujer vietnamita tuvo una intoxicación por mariscos que fue progresando cada día más. Nguyen llevaba apenas dos años de casada cuando le sucedió este accidente y no podía costear una visita al hospital, así que trató su intoxicación auto medicándose con remedios caseros y medicamentos de una farmacia cercana.

Nguyen y su esposo en la actualidad
Ella creía que su método había funcionado, ya que la urticaria y las ronchas desaparecieron, pero poco a poco, su rostro se fue arrugando y la piel de todo su cuerpo se tornó flácida. Este misterioso padecimiento no le ha afectado internamente: ella continúa con su ciclo menstrual, tiene todos sus dientes, su vista es impecable, su cabello es grueso y libre de canas, pero su rostro cambió completamente.

Su esposo quien tiene 33 años, ha tocado puertas junto con ella para que alguien pueda devolverle su juventud. Algunos médicos creen que se trata de una rara enfermedad que afecta a unas 2 mil personas alrededor del mundo llamada Lipodistrofia; enfermedad que se caracteriza por una pérdida descontrolada del tejido adiposo, que hace que los pacientes tengan un aspecto envejecido y provoca graves alteraciones metabólicas.

Tristemente, esta enfermedad no tiene cura. Algunos otros especulan que podría ser el efecto secundario del abuso de medicamentos con esteroides.

La autoestima de esta mujer bajó mucho y actualmente no sale a la calle sin una máscara que oculte su envejecimiento. A pesar de su condición, el esposo de Nguyen la apoya y trata de animarla diciéndole que no le importa su físico, que él la amará igual o más que antes.

Las especulaciones siguen aumentando, y por desgracia, la causa de su acelerado y raro padecimiento sigue siendo un misterio. Mientras, Nguyen tiene la esperanza de recuperar su juventud perdida.

Grísseld LecunaG/Bavaresco

Fuentes:



domingo, 16 de julio de 2017

THICH QUÁNG DUC, UNA HUELLA EN LA HISTORIA Y UN CORAZON INTACTO

Algunas imágenes nos causan tal impresión que se nos quedan grabadas en la mente toda la vida. Con un extraordinario poder para conmovernos y agitar nuestras emociones, dichas escenas capturan a personas capaces de sorprendernos con su fuerza de voluntad y su gran convicción.

Un ejemplo es la foto del monje Thích Quảng Đức, el cual se convirtió en una de las figuras cruciales de la guerra de Vietnam.
Quàng realizó el acto de inmolación como forma de protesta en contra de la persecución de los creyentes budistas por el gobierno de Vietnam del Sur. A principios de los sesenta esa región era gobernada por Ngo Dinh Diem, quien creía en la fe católica. 
El represor católico había recibido poco antes el apoyo explícito de los Estados Unidos --entonces presidido por John F. Kennedy--, que lo habían ayudado a llegar al poder con la idea de que era el mejor modo de impedir que el país cayera bajo el control, por lo que quiso abolir las prácticas budistas. 
Estos últimos optaron por protestar pacíficamente en las calles, pero a pesar de la calma, eran reprimidos de forma brutal, por lo que poco se podía hacer para atraer atención a la problemática.
Thích viajó a Saigón (actualmente la Ciudad Ho Chi Minh) en su carro marca Austin azul cielo el 11 de junio de 1963 para protestar en contra del Gobierno. El monje estaba tratando de enviar un mensaje muy claro al presidente vietnamita Ngô Đình Diệm aquel día de verano. Guardando una compostura perfecta, aparcó su coche, se dejó rociar todo el cuerpo de gasolina por un estudiante muy conmovido y se prendió fuego.
“Antes de cerrar mis ojos y moverme en dirección a la visión de Buda, con respeto le ruego al Presidente Ngo Dinh Diem que se tome un momento de compasión para las personas de la nación y que implemente igualdad religiosa para mantener la fortaleza de nuestro hogar natal eternamente. Hago un llamado a los venerables, reverendos, miembros del sangha y los budistas para que se organicen con solidaridad para hacer sacrificios de proteger el budismo.”
Ésas fueron sus últimas palabras antes de que su túnica quedara hecha cenizas.
El monje se incendió de inmediato. La multitud lo veía con incredulidad mientras Thích, con una expresión de serenidad, se sentó en el piso y dejó que las llamas lo consumieran. Estas flamas surgían de un ser humano; su cuerpo se abrazaba y se encogía, su cabeza ennegrecía y carbonizaba. 
El aire transportaba el olor de la carne humana quemada; los seres humanos se queman asombrosamente rápido.
Se dice que mientras Quàng moría quemado no soltó ni un solo quejido, a diferencia de sus compañeros, que entre cientos a su alrededor lamentaban su acción. 
El impacto fue tan grande, que la presión internacional en contra del presidente Dinh aumentó hasta que lo llevó a anunciar reformas para compensar a los budistas pero jamás fueron implementadas, lo que empeoró la disputa. Como respuesta otros monjes comenzaron a inmolarse en honor a Quàng.
Un hecho que aún es inexplicable, el sacrificio del monje había dejado un notable legado; después de su autoinmolación, el cuerpo de Thích fue llevado a un crematorio para incinerarlo por segunda vez. 
El Corazón de Thich Quang
Los empleados del lugar encontraron algo inesperado entre sus cenizas: ¡el corazón del monje se había salvado de las llamas!, su corazón se mantuvo intacto y no se quemó. 
Esto fue considerado sagrado y se guardó en Xá Lo Pagoda. La reliquia actualmente se encuentra en exhibición en un museo, como símbolo de compasión y fuerza de voluntad.
A los pocos días, el presidente Dinh fue asesinado durante un ataque de Estados Unidos, lo que puso fin a su alianza. Éste fue el hecho que marcó el inicio del  involucramiento de la nación americana en el enfrentamiento entre el norte y sur de Vietnam.
Este dramático acto de protesta incrementó la presión para que el Gobierno moderará las restricciones e iniciará nuevas negociaciones con los representantes de la minoría budista. 
Thích se convirtió en un símbolo de las protestas extremas y las convicciones a pesar de que la guerra de Vietnam se cobraría muchas víctimas más.
Todavía se pueden ver los restos de Thích y su coche azul cielo en la ciudad de Hué.
Grísseld LecunaGarcía/Bavaresco
Fuentes:

martes, 11 de julio de 2017

MATRIMONIO CIVIL, DIVORCIO, CÉDULA Y SU PRIMERA VEZ EN VENEZUELA

En la vida siempre ha existido una primera vez, y Venezuela no está exenta de ello, así pues, que hubo un primer matrimonio civil, un primer divorcio y hasta una primera cédula de identidad. A continuación un pequeño repaso por la historia.

 LOS PRIMEROS 
MATRIMONIOS CIVILES 

El matrimonio civil llega a Venezuela de la mano del ex-Presidente Antonio Guzmán Blanco como parte de la política de fortalecer el Estado frente a la Iglesia e impedir su injerencia en los asuntos civiles y políticos. Fue así que se dictaminó el MATRIMONIO CIVIL quitando, de esa manera, el carácter legal al matrimonio religioso.

Ana Teresa Ibarra y Urbaneja
de Guzmán Blanco
Y se estableció el 1º de Enero de 1.873

El mismo debía realizarse ante el Presidente del Concejo, para posteriormente poder realizar matrimonio eclesiástico. 

Su publicación se hizo un 8 de enero y a los pocos días entró en vigencia.

El 16 de Enero hicieron uso de la nueva disposición las primeras parejas conformadas por:
Manuel María Martínez y Carmen Paz Castillo.
José Ignacio Cardozo y Carmen Núñez de Cáceres.
General Aníbal Marott con Ramona España. 

Y para el 14 de Febrero de ese mismo año, Guzmán Blanco legalizaba civilmente su matrimonio con Ana Teresa Ibarra

HISTORIA DE LA 
PRIMERA CÉDULA 
Aunque desde la época de la colonia existía el Registro Parroquial, que no era más que una matriculación de datos de todos los nacidos en Venezuela o residentes que quedaba a resguardo en los libros bautismales llevados en los templos parroquiales, obteniendo así la Iglesia el control y verificación de los datos de cada venezolano. 

Primera cédula de Venezuela, año 1942
Pero ello no constituía ningún documento de identidad usual que cada individuo cargase consigo de modo permanente, a manera de un carnet, una tarjeta o una libreta.

Y fue así como en 1941, el moderno sistema de reconocimiento y reseña de la población venezolana fue formalmente establecido, cuando el presidente Isaías Medina Angarita creó el Servicio Nacional de Identificación. Para el 3 de noviembre de 1942, se emite la primera cédula de identidad venezolana, siendo la del ciudadano Presidente de Venezuela, la primera, asignada con el número de cédula 000001.


DATOS DE LOS PRIMEROS 
DIVORCIOS REGISTRADOS 

Aunque el primer Anuario Estadístico de Venezuela oficial data desde 1877, en el cual se encuentran datos de los registros de nacimiento, defunciones y matrimonios, específicamente de la serie de los años 1874-1876, no es sino hasta 1964 cuando se publica datos de los divorcios registrados, correspondientes a la serie 1957-1963, como fórmula para disolver el vínculo matrimonial, sustentado bajo los estatutos del código civil de 1904 y su respectiva reforma realizada en el año 1942, es por ello que a partir de este año, existe la disponibilidad en medio impreso de los divorcios registrados en Venezuela de manera oficial. 

Antonio Guzmán Blanco en oléo de
Martin Tovar y Tovar (1880)
También, además del matrimonio, Guzmán Blanco introdujo el concepto del divorcio, algo mal visto por la jerarquía eclesiástica, pues presentaba la posibilidad de disolver la unión matrimonial, considerada como sagrada por la Iglesia Católica.

Para el año 1982 se reforma nuevamente el Código Civil y se incorporan los artículos 140-A y 185-A referidos al lugar de domicilio y separación de cuerpo de los cónyuges, hecho que alteró el volumen de los divorcios registrados en el país.

Adicionalmente, con la promulgación en el año 1998 de la Ley Orgánica para la Protección del Niño, Niña y del Adolescente los divorcios donde haya hijos menores de edad son procesados por los Juzgados de Protección del Niño y del Adolescente, quedando los Juzgados de Primera Instancia en lo Civil y Mercantil para procesar divorcios exclusivamente donde no haya menores de edad.

Grísseld LecunaG/Bavaresco

Fuentes:


martes, 4 de julio de 2017

LA MISTERIOSA HISTORIA DE EMILY

Cada cultura, región o país tiene sus propias leyendas Urbanas y escuchar algunas de ellas suele ser fascinante. Son esas historias que se cuentan de boca en boca y se mantienen vivas por generaciones. Estas leyendas se consideran hechos muy reales, que tal vez no sucedieron exactamente igual pero hay un porcentaje bastante verídico.
Tal es el caso de una historia que conseguí en internet, y que relatan en una comunidad en Alabama, Estados Unidos. Según cuentan los habitantes que a una niña de 5 años le pidieron que fuera a recolectar algunas bayas en el bosque para preparar un delicioso postre para la cena. En pueblos pequeños no era nada raro, ya que no existían demasiados peligros. La niña cuyo nombre era Emily, emprendió el viaje, feliz con su cesta bajo el brazo.
Pero al cabo de pocas horas los padres, matrimonio joven y con solo una hija, se percataron de que ella se demoraba demasiado en volver. No obstante esperaron durante otro lapso, pero al ver que la pequeña ya se había tardado mucho decidieron salir en su búsqueda. Los vecinos se enteraron de la preocupación de los papás y también se unieron para poder abarcar más y ayudar a la familia.
La búsqueda no cesó durante varios años y a pesar de que muchas personas colaboraban, la esperanza de los padres disminuía con cada día que pasaba, ya que era bastante improbable que una niña pequeña e indefensa sobreviviera durante tanto tiempo en el bosque. La culpa no los dejaba vivir tranquilos y se arrepentían de haber mandado a su pequeña Emily ese día. El dolor de la pérdida fue tal que no quisieron tener más hijos y se resignaron a simplemente orar por la paz del alma de la pequeña niña.
Pero un día sucedió algo insólito. Los señores estaban sentados en el porche de su cabaña, 50 años después viendo el atardecer, cuando vieron una figura aproximarse desde el bosque. No podían creer lo que estaba delante de sus ojos: la pequeña Emily estaba en frente de ellos exactamente igual que el día que desapareció. Para su hija el tiempo no había pasado, ella pensaba que apenas habían sido unos minutos y regresó con las bayas que había recogido. Emily llevaba exactamente la misma ropa que el día que abandonó su casa, un traje que le regalaron en su cumpleaños.

La niña estaba muy confundida y asustada, para ella, esas dos personas que estaban en la casa no eran sus padres. No los reconocía, pero esto era porque sus cabellos eran canosos, sus cuerpos habían cambiado mucho y las arrugas se habían hecho presentes alrededor de sus ojos y frente. Tras un largo rato, la pequeña entendió que sí se trataba de sus padres. Emily recordaba lo que había pasado ese día y según, sólo había cumplido la tarea de recoger frutos que le habían pedido. 
Muchos vecinos insinuaron que podría tratarse de una impostora, pero no podía ser cierto, pero al escuchar que la niña respondía preguntas muy íntimas sobre su familia, se dieron cuenta que en efecto era un milagro. A los Padres no les importó y estaban felices de recuperar por fin a su pequeña, a la que algo misterioso le había ocurrido y para lo que no tenían explicación. 
Por supuesto la policía jamás creyó la historia y declaró que se trataba de una niña parecida, pues no había pruebas reales de lo sucedido, sin embargo, el caso misterioso de una niña desaparecida que fue a buscar bayas al monte y volvió igual, con el mismo aspecto y la misma edad, después de cincuenta años, es uno de los mitos sostenidos en la historia de los casos policiales irresueltos y los mitos paranormales.
Ya sea cierta o no, esta leyenda lleva contándose durante muchas generaciones en Alabama y con el tiempo incluso se ha extendido más.
Grísseld LecunaGarcía/Bavaresco
Fuentes:



LOS ASESINATOS MAS SONADOS DE LOS ÚLTIMOS AÑOS EN VENEZUELA.

En Venezuela al igual que en otros países, han existido crímenes que marcaron historia. El no olvidar estos nefastos sucesos nos permite lu...